¿Por qué Neve Campbell de Scream permanecerá como un icono del terror?

La próxima nueva película de Scream, la sexta en la franquicia después de la más reciente Scream 5, seguirá adelante sin su mayor estrella que regresa. Neve Campbell, la propia Sidney Prescott anunció el lunes que no regresará porque «sentía que la oferta que se me presentó no era equivalente al valor que he aportado a la franquicia».

El anuncio fue bastante sorprendente y decepcionante. Teniendo en cuenta su papel integral en la serie hasta este momento, uno hubiera pensado que la habrían recibido con los brazos abiertos por el tiempo que quisiera.

Si bien todavía es emocionante ver lo que Campbell aportará a otros proyectos futuros, ella fue la cara de Scream durante décadas y sigue siendo la parte más esencial de la serie.

Desde el principio, cuando el difunto Wes Craven presentó por primera vez al público el célebre Ghostface en 1996, estuvo allí para guiarnos a través de cada fase de la historia con una confianza que echaremos mucho de menos en la historia en curso.

Neve Campbell

Entonces, aunque verla irse representa un momento agridulce, aún vale la pena recordar la evolución de la presencia y el desempeño que Neve Campbell trajo a la pantalla. Incluso cuando Sidney, para decirlo a la ligera, seguía pasando por el escurridor y parecía que no podía tomar un descanso, Campbell continuamente lo daba todo.

Pudo tocar tanto las notas cómicas como las dramáticas, convirtiéndose en un núcleo convincente en medio del caos creciente. Fue su actuación dominante lo que a menudo elevó el material, empujándolo a través de un territorio de secuela ocasionalmente repetitivo.

Cada vez que Campbell regresaba a la pantalla, podía hacer que las cosas se sintieran infinitamente frescas sin perder de vista lo que hizo que la serie fuera tan genial. Cada entrada posterior vio crecer a su personaje, aportando una profundidad a su viaje que fácilmente podría haberse vuelto demasiado repetitiva.

Neve Campbell perfecta en cada entrada

Pasando de ser una estudiante de secundaria que se enfrenta al asesino amenazante con una máscara a una estudiante universitaria más cautelosa que tiene que lidiar con un imitador a un adulto que intenta dejarlo todo atrás, fue perfecta en cada entrada.

Campbell capturó los momentos más oscuros junto con los más tontos, caminando por la cuerda floja tonal con precisión. Ancló la historia cada vez para que, incluso cuando flotara ocasionalmente a la deriva, pudiera traerla de vuelta a la costa y volver a encarrilar las cosas.

Ella demostró ser la mejor de las llamadas «chicas finales«., sobreviviendo ataque tras ataque de un maníaco que mordió mucho más de lo que podían masticar al enfrentarse a ella. Sin embargo, intento una y otra vez que estos ingenuos asesinos lo hicieron, sin saber en qué se estaban metiendo al perseguirla hasta que fue demasiado tarde.

Campbell fue inigualable, aportando una ventaja valiente e ingeniosa a cada nueva película a medida que las cosas continuaban fuera de control. Incluso cuando Sidney tuvo que seguir siendo más astuta que los espantosos asesinos, nunca hubo un segundo en el que no creyéramos que ella era capaz de lograrlo todo y sobrevivir una vez más.

La actuación de Campbell valió el precio de la entrada por sí sola

Neve Campbell

Incluso su papel más pequeño en la película más reciente fue un punto brillante ya que volvió al papel con facilidad, haciendo que el personaje fuera suyo una vez más.

Desde el momento en que recibe una llamada sobre cómo se han reanudado los asesinatos, puedes sentir tanto el agotamiento como la determinación cuando se da cuenta de que tiene que pasar por todo de nuevo.

Cuando hace su regreso triunfal, más consciente de las convenciones de la historia y sin caer en ningún truco, su actuación se convierte en el punto culminante del acto final.

Campbell fue capaz de inculcar al personaje tanto el ingenio como la sabiduría que la hicieron sobresalir incluso en un corto período de tiempo frente a la pantalla. Sin ella, las películas no habrían logrado navegar la combinación de terror y comedia con tanta eficacia como lo han hecho.

El nuevo elenco fue sólido por derecho propio, incluso haciendo algunas buenas idas y venidas con los miembros del antiguo elenco que regresaron, nunca habrá un personaje tan icónico como Sidney Prescott de Campbell. Sin ella llevando la antorcha durante tanto tiempo, no habría habido una base tan sólida sobre la cual construir.

A través de sus actuaciones tenaces que seguían llegando, continuamente elevó el listón para sí misma y para las películas en sí. Si hay algo bueno que puede surgir de la desafortunada realidad de que Campbell no estará en la próxima película, sería que su presencia en la franquicia sea totalmente reconocida y apreciada.

Neve Campbell

Tales elogios tan esperados por esta impresionante carrera ciertamente podrían haber llegado en mejores circunstancias, aunque eso no significa que no debamos darlos ahora. Las películas no habrían sido lo mismo sin ella, una realidad con la que tendremos que lidiar cuando llegue la próxima película.

Si bien estaba segura de que se iría en algún momento, uno desearía haber llegado en mejores términos. En todas las películas en las que la vimos, no hay una escena que Campbell no mejore simplemente estando allí.

Ya sea al principio, cuando la golpeó el miedo o cuando se convirtió en una fuerza temible por derecho propio, siguió siendo una fuerza constante que brilló en cada oportunidad posible. Afortunadamente, siempre podremos volver a donde todo comenzó para recordar de nuevo la huella imborrable que dejó Neve Campbell en la serie y el género.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *